Magia para niños, lo que necesitas saber

Si en un momento de nuestros días has llevado a tus niños a un espectáculo de ilusionismo, te debes haber dado cuenta de cómo los niños quedan asombrados absortos de tan gran experiencia que no saben cómo explicarse.

 

Es el momento adecuado para abrir su imaginación y preguntarse si quieren aprender un poco de esa magia.

Qué edad es adecuada para empezar

Para los niños más pequeños, el ser magos es algo realmente mágico, un acto de ilusionismo de aparecer y desaparecer cosas es algo sorprendente; aún no se preguntan cómo se hizo o cómo se puede hacer.

 

A partir de que tienen 6 años a los niños ya empiezan a preguntarse el porqué de las cosas, de dónde salen y cómo se hacen. No obstante, los especialistas dicen que cada pequeño es diferente y que cada uno decide cuándo desea conocer más las curiosidades que se le plantean.

¿Con la magia los niños aprenden otras cosas?

Definitivamente con la magia no solo el niño aprenderá un truco de cómo sorprender a todos. Los niños cuando hacen un curso en nuestra escuela aprenden sobre teatro, arte y fomentamos más su imaginación.

 

Por otro lado, con un curso de magia para niños, los pequeños pueden aprender a concentrarse mejor, ser más creativos e incluso mejorar su autoestima.

 

Los trucos de magia que aprenderán serán de cartomagia, cuerdas, globoflexia y otros objetos que suelen estar presentes en casa y en el colegio para que siempre puedan poner en práctica su arte mágico.